16/09/2017

Remedio a base de cebolla para detener la caída del cabello y hacerlo crecer de manera rápida.

La caída del cabello es uno de los mayores problemas a los que se enfrentan personas de ambos sexos. Tanto hombres como mujeres se estremecen cuando ven que, tras peinarse, pierden todo el cabello.

Y aunque el problema de la calvicie es más común en los hombres, algunas mujeres también lo padecen. Pero algo es seguro con la caída del pelo: reduce el volumen del pelo. Por suerte, contamos con remedios naturales que nos ayudan a combatir este problema de manera efectiva.

Uno de los ingredientes estrella en este artículo será la cebolla. Aunque posee un fuerte olor, la misma es rica en sulfuro y otras sustancias provechosas para la salud capilar. La misma es capaz de nutrir el cuero cabelludo, mejorar la circulación y promover el crecimiento del pelo. A continuación, te explicamos cómo preparar 5 remedios que harán un milagro con tu cabello.

Cebolla y aceite de argán
Cuando los nutrientes de la cebolla se unen al poder hidratante y reparador del aceite de argán, logramos maravillas. Esta mezcla combate la caída del cabello de manera natural y sin efectos secundarios. Además, repara las puntas dañadas y estimula la buena circulación en el cuero cabelludo.
Qué necesitamos: Cebolla (1 unidad) – Aceite de argán (2 cucharadas).

Preparación y uso:
El primer paso consiste en extraer todo el zumo de la cebolla cruda. A continuación, lo mezclaremos con 2 cucharadas de aceite de argán. Luego de conseguir una sustancia homogénea, separamos el cabello en varios mechones. Acto seguido, aplicaremos la sustancia en todo el cuero cabelludo. Finalmente, dejaremos que actúe durante 30 minutos y nos lavamos la cabeza con nuestro shampoo preferido. Este procedimiento lo repetiremos 2 veces cada semana.

Cebolla y miel de abeja
Normalmente se utiliza la mezcla de cebolla y miel para problemas respiratorios y del sistema inmunitario. Sin embargo, ambos también son muy buenos para combatir la caída del cabello. Su aplicación regula la producción de grasa en el cuero cabelludo. Además, promueve la retención de la humedad natural y evita el debilitamiento del pelo.
Qué necesitaremos: Cebolla (1 unidad) – Miel de abeja (3 cucharadas).

Preparación y uso:
Pica una cebolla en pequeños trozos y ponlos en una licuadora, junto con la miel de abeja. Ahora, licúa hasta conseguir una sustancia pastosa sin grumos. Luego, aplicarás dicha sustancia en todo el cuero cabelludo, extendiéndose por las hebras del pelo. Ahora, dejaremos que la sustancia actúe por 1 hora y nos enjuagaremos con abundante agua tibia y shampoo. Este proceso lo debemos repetir 2 o 3 veces a la semana.

Cebolla y aceite de coco
El aceite de coco es un producto muy conocido en el mundo de la salud capilar. Sus propiedades humectantes, ácidos grasos y aminoácidos nutren el pelo a profundidad. Como resultado, hace que crezca sano y fuerte, y previene su caída, resequedad y otras alteraciones.
Qué necesitaremos:
Cebolla (1 unidad).
Aceite de coco orgánico (3 cucharadas).
Preparación y uso:
Al igual que el primer remedio, debes extraer el zumo de la cebolla. Después, calentamos el aceite de coco al baño de maría y mezclamos ambas sustancias. Ahora, frotar el líquido resultante sobre tu cabello y lo dejarás actuar por 40 minutos. Para terminar, enjuagas tu cabello con agua tibia y repetirás este proceso 2 veces por semana.

Cebolla y romero
El romero es usado desde hace muchos años para controlar la caída del pelo y promover su crecimiento natural. Al combinar estas propiedades con las que contiene la cebolla, haremos que nuestro pelo luzca brillante y hermoso.
Qué necesitaremos:
Cebolla (1 unidad) – Té de romero (2 tazas).

Preparación y uso:
En este caso en particular, cortaremos la cebolla en trozos pequeños y la pondremos en una licuadora. Luego, añadimos la infusión de romero y licuamos todo muy bien. Una vez obtengamos una sustancia homogénea, la aplicaremos sobre el cabello desde la raíz. Después, la dejaremos actuar por 40 minutos y nos lavamos la cabeza con el shampoo de nuestra preferencia. Este proceso lo realizarás 3 veces por semana.


Loading...